Salmón en salsa de azafrán “Exquisito salmón tailandés”


El salmón en salsa de azafrán es un verdadero manjar. Esta receta combina los estilos de cocina francés y tailandés para ofrecer una exquisitez culinaria, elegante, sofisticada y picante.

La receta es muy fácil de cocinar y se recomienda para aquellos que quieran algo especial.

El salmón en salsa de azafrán es un plato ideal para una cena romántica, como los exóticos olores tailandeses se mezclan con la cocina francesa.

Si te gusta el pescado, entonces déjate seducir por la magia “franco-asiática”. ¡Irresistible!


Ingredientes:
-4 filetes de salmón sin piel
-200 ml de caldo de pollo (no sopa “instantánea”)
-100 ml crema agria líquida (la leche de coco también puede servir)
-un pimiento picante tailandés
-un vaso de vino blanco seco de buena calidad
-una cucharada de harina o mayonesa
-una lima o un limón
-sal, pimienta
-polvo de azafrán


El ingrediente secreto de esta receta son las hojas de lima cafre.


Primero hervimos el caldo de pollo con sal y las hojas de lima cafre hasta que reduzca.


Lava los filetes de salmón, sazónalos y rociáles pimienta.


Calienta una cucharada de aceite de oliva. Templa 2 dientes de ajo cortado.


Añade los filetes de salmón que vas a freir a fuego fuerte durante 4 minutos por cada lado. Lo ideal sería cubrir la sartén con una tapadera.


Añade el vino blanco y deja hervir todo durante 2 minutos.


Raya la lima y mantén la piel.
Luego añade el jugo de la lima y del limón (la cantidad exacta variará dependiendo de tu gusto)


Para el fuego y ocúpate de la salsa de azafrán.
Mientras tanto, la salsa debería haber reducido. Añade el pimiento picante y ponlo a hervir durante un minuto (para que no esté demasiado caliente). Luego saca el pimiento picante fuera.


Disuelve una cucharada de mayonesa en la crema agria y añádelo sobre la salsa de la carne. Remuévelo constantemente, a fuego lento hasta que se espese un poco.



Saca el pescado en una bandeja y filtra la salsa de vino y limón. Añade esta salsa a la crema agria.


Remueve hasta que quede todo bien mezclado. Añade una cucharadita de azafrán.


Remueve el azafrán hasta que la salsa se ponga amarilla.


Para el fuego y vierte la salsa encima del salmón.


Añade la piel rayada de la lima para conseguir un toque de sabor extra, pequeños trozos de pimiento picante y lima.


Conserva una parte de la salsa para servirla de forma separada en la mesa.


Ya puedes servirlo.


Como acompañante se recomienda utilizar arroz basmati de dos colores con champiñones y ensalada verde con limón.



Sería ideal tener en la mesa también trozos o rebanaditas de lima para dar un sabor aún más intenso.


Si te gusta el picante, añade más pimiento picante como topping.


¡Buen provecho!